INTERNACIONALES

Las exportaciones rusas de petróleo a Oriente Medio siguen creciendo

• Bookmarks: 19


Compartir


El cambio comercial en los suministros de petróleo ruso está beneficiando a los aliados de Moscú en Oriente Medio dentro del pacto OPEP+, ya que los mayores productores de petróleo del Golfo Pérsico, Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos (EAU), compran los combustibles rusos a precios rebajados señala Oilprice en un informe.

Con los mercados occidentales prácticamente cerrados para el crudo y los productos rusos, surgieron nuevas rutas comerciales, y los países que poseen algunas de las mayores reservas de petróleo importan ahora gasoil, nafta y fueloil rusos, según los servicios de seguimiento de buques cisterna y datos de materias primas.

Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos, aliados tradicionales de Estados Unidos en Oriente Medio, no se detienen a la hora de importar, almacenar, comerciar o reexportar combustibles rusos a pesar de los esfuerzos estadounidenses para que se unan a la ofensiva contra los intentos rusos de eludir las sanciones occidentales a su petróleo.
Desde que los países occidentales anunciaron que impondrían embargos y topes de precios al crudo (US$ 60 el barril) y los productos petrolíferos de Rusia, el reordenamiento del comercio de petróleo fuera de Rusia coloca a Oriente Medio como principal centro de importación y comercio.

En 2022, las exportaciones rusas de petróleo a EAU alcanzaron la cifra récord de 60 millones de barriles, el triple que el año anterior, según datos de Kpler citados por The Wall Street Journal. Fujairah, el mayor centro de comercio de los EAU, recibe ahora gran cantidad de productos petrolíferos rusos, cuyos volúmenes son ya los segundos después del gasoil procedente de Arabia

A principios de este año, Rusia empezó a exportar combustibles a Arabia Saudí, primer exportador mundial de crudo y líder de la OPEP. Arabia Saudí y Rusia son también los líderes de los productores OPEP y no OPEP en la alianza OPEP+, que lleva más de seis años coordinando el suministro de crudo al mercado.

Kpler estima que Rusia está enviando ahora unos 100.000 barriles diarios (bpd) de combustibles a Arabia Saudí, frente a prácticamente cero antes de la invasión rusa de Ucrania, según datos citados por el Journal.

Rusia parece estar acelerando sus exportaciones de gasoil a Arabia Saudí tanto a través de envíos directos como de transferencias de barco a barco.

Rusia comenzó a exportar gasoil a Arabia Saudí en febrero, después de que la principal salida de exportación de combustible de Moscú, la UE, decretara un embargo sobre las importaciones marítimas de productos petrolíferos rusos el 5 de febrero, informó Reuters a principios de este año, citando a comerciantes y datos de seguimiento de buques.
Mediante cargas STS, Rusia está acortando las rutas de los petroleros que se dirigen a África y Asia tras la prohibición impuesta a Moscú de exportar combustibles a la UE.
La UE prohibió -a partir del 5 de febrero- las importaciones de productos petrolíferos refinados rusos, y alrededor de 1 millón de barriles diarios de gasoil, nafta y otros combustibles rusos tuvieron que buscarse otro destino si Moscú quería seguir recibiendo dinero por esos productos. El flujo de combustibles rusos a terceros países también está regulado por topes de precios, similares al tope del crudo ruso si el comercio se realiza a través de aseguradoras occidentales. El tope del gasóleo ruso es de 100 dólares por barril, mientras que el de los productos petrolíferos de menor coste está fijado en 45 dólares por barril.

Las exportaciones rusas de gasoil aumentaron un 33% en marzo, con envíos desde los puertos rusos del Mar Negro hacia las regiones del Mediterráneo oriental y occidental, a países como Libia, Egipto y Túnez. Las exportaciones desde los puertos del Mar Báltico "se han desplazado de forma bastante uniforme en términos de cuota porcentual a Brasil, Arabia Saudí, Egipto y Marruecos", declaró a principios de mes Pamela Munger, analista principal de mercado de Vortexa.

A principios de este año, el Subsecretario del Tesoro para Terrorismo e Inteligencia Financiera, Brian Nelson, viajó a Oriente Medio y Turquía. En sus visitas a Omán, Abu Dhabi, Dubai y Turquía, Nelson habló de "los esfuerzos del Tesoro para acabar con los intentos rusos de eludir las sanciones internacionales y los controles a la exportación impuestos por su brutal guerra contra Ucrania, la actividad desestabilizadora de Irán en la región, los riesgos de las finanzas ilícitas que socavan el crecimiento económico y la inversión extranjera".

Sin embargo, el aumento de las exportaciones de combustible ruso a Arabia Saudí y los EAU muestra la menguante influencia de Estados Unidos entre sus principales aliados en Oriente Medio.
 


Compartir
201 views
bookmark icon