ECONOMÍA & POLÍTICA

Guzmán: “Hay una oportunidad histórica para acelerar el desarrollo del sector energético”

• Bookmarks: 45


Por Santiago Magrone

 El ministro de Economía, Martín Guzmán, reafirmó que el Gobierno nacional apunta a “acelerar el desarrollo de los distintos segmentos del sector energético como gas, GNL, petróleo, y energías renovables”, dijo que “estamos construyendo un conjunto de condiciones para que esto sea posible”, y puntualizó que está trabajando “en un proyecto que dé lugar a que en el futuro la Argentina pueda exportar GNL”. 

Guzmán ha puesto el foco de una manera muy notoria en los últimos meses en el tema energético, y mantuvo una serie de reuniones específicas con empresarios de operadoras locales en esta industria, y también con directivos de empresas internacionales y funcionarios de Energía, por caso de Brasil, de los Estados Unidos, y europeos, en un contexto internacional ávido de recursos hidrocarburíferos y de otros energéticos altamente disponibles en la Argentina.

El ingreso de la Argentina como país miembro de la Agencia Internacional de la Energía (IEA), en marzo último, (suscrito por Guzmán), está relacionada con dicha disponibilidad de recursos, por caso en la formación Vaca Muerta (NQN), también en Renovables.

La reformulación geopolítica mundial que tiene como un emergente al conflicto Rusia-Ucrania, con Estados Unidos y la OTAN de trasfondo, alteró la dinámica de producción y provisión de petróleo, de gas, de carbón, reformulando los plazos parcialmente convenidos para el reemplazo de estas fuentes por otras energéticas renovables.

El  calentamiento global adquirió otro significado. Se dispusieron sanciones contra Rusia (fuerte proveedor de gas, crudo y carbón) y Europa esta complicada por sus necesidades de eso insumos energéticos. Estados Unidos libera reservas de petróleo para paliar la situación interna y externa, pero no alcanza.

Para la Argentina es imprescindible desarrollar los recursos propios, recuperar el autoabastecimiento, y dejar de pagar embarques de GNL cada otoño e invierno con un costo que desangra las cuentas públicas.  También, es importante asegurar una transición hacia el desarrollo de las energías renovables, respaldada en el gas natural.

La exportación de petróleo y de gas natural y/o su eventual conversión en GNL, representa una “ventana de oportunidad” que estará abierta todavía por mucho tiempo. Pero su viabilidad requiere de fuertes y rápidas inversiones en la infraestructura necesaria.

En una reunión con dirigentes sindicales del sector el ministro Guzmán volvió a hacer hincapié en “cuatro condiciones necesarias para ordenar al sector energético".

Mencionó la necesidad de seguir avanzando en la estabilidad macroeconómica financiera. Afirmó que la inversión en infraestructura es esencial. Remarcó que el Gasoducto (troncal) Néstor Kirchner (Tratayén-Salliqueló en su primera etapa), es “el proyecto estratégico de inversión en infraestructura más importante de la Argentina para los próximos años”. Pero el financiamiento es del Estado nacional.

Guzmán planteó la importancia de aumentar la escala de las inversiones y aclaró que “no alcanza con el capital local”. Por este motivo, el ministro manifestó que “el Gobierno nacional está trabajando en una normativa para adaptar los movimientos de capitales entre la Argentina y el mundo”.

En sus recientes contactos con funcionarios y empresarios de Estados Unidos y de Europa, Guzmán recabó manifestaciones de interés en invertir en el rubro energético en la Argentina. Pero quieren libre disponibilidad de divisas.

Necesidad y conveniencia podrían dar lugar a la definición de proyectos específicos. Una planta procesadora de GNL como la que se esbozó construir hace pocos años en Bahía Blanca demanda fuertes inversiones y un plazo mediano.

Además, Guzmán precisó que una mayor integración energética con Brasil permitirá brindarle un mayor impulso a la producción. La exportación de gas natural de Vaca Muerta a ése país requiere completar el ducto troncal hasta el sur de Santa Fe, para empalmar con el GNEA. Para esto no hay financiamiento a la vista.

El ministro, que volverá sobre estos temas en el cierre de una jornada sobre Energía organizada por IDEA, sostuvo que el país deberá seguir apuntando a una mayor articulación internacional y que es necesaria “una mayor integración con el resto del continente”.

Guzmán, hizo hincapié además en que el desarrollo del sector energético repercutirá positivamente en todo el sistema productivo y permitirá “bajar los costos de producción con la mayor escala y que la Argentina se vuelva más competitiva”.

Ante los representantes de los gremios, Guzmán destacó que fomentar las inversiones energéticas aumentará la acumulación de divisas “porque sustituimos importaciones y exportamos más”.

Asimismo, remarcó que el desarrollo energético permitirá consolidar una mayor estabilidad en las cuentas del Estado, “por el impacto que tiene aumentar la escala de producción y reducir los costos de producción en cuanto a los subsidios energéticos”. 

Junto a su jefa de Gabinete, Melina Mallamace, y el subsecretario de Relaciones Institucionales, Rodrigo Ruete, Guzmán recibió al co-secretario General de la Confederación General del Trabajo, Héctor Daer; al secretario General de la Federación de Trabajadores de la Industria del Gas Natural de la República Argentina, Guillermo Mangone; al secretario General de la Federación Argentina Sindical de Petróleo, Gas y Biocombustibles, Pedro Milla; al secretario General de la Federación Argentina de trabajadores de Luz y Fuerza, Guillermo Moser; y al secretario de la Federación Sindicatos Unidos Petroleros e Hidrocarburíferos, Julio Schiantarelli.

45 recommended
508 views
bookmark icon