Demanda interanual de electricidad en abril repuntó 14,9% por impulso de la industria

 -  -  5


La demanda de energía eléctrica registró en abril último una suba de 14,9 % en comparación con el mismo período del año anterior,  con incidencia del consumo eléctrico en las actividades residenciales y comerciales, pero fundamentalmente fue el consumo industrial el que impulsó el ascenso, indicó el informe periódico de la Fundación Fundelec.

La demanda neta total del MEM fue de 9.812,4 GWh;  mientras que en el mismo mes de 2020 había sido de 8.537,2 GWh1 .  Por lo tanto,  de la comparación interanual resulta el ascenso de 14,9%.

Al considerar la evolución de la demanda por tipo de usuario debe señalarse que abril del  2020 fue un mes donde se presentaba un aislamiento estricto como consecuencia de la pandemia del COVID 19, con fuerte impacto en el nivel de actividad, principalmente en la demanda de energía de las grandes industrias, con caídas del orden del  28%.

 En cuanto a la gran demanda, al igual que en los últimos meses, se observa que se encuentra en valores similares a 2019, recuperando el consumo luego del comienzo de la fase Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio, donde en general muchas actividades alcanzaron la demanda previa o superior a la cuarentena.

Asimismo, en abril de 2021 se registró un decrecimiento intermensual que llegó al  11,2 %, respecto de marzo de este año, cuando se  había tenido una demanda de 11.047,7 GWh.  En abril 2021 se registró una potencia máxima de 19.676 MW, lejos de los 26.451 MW, record histórico de enero de 2021.

La demanda residencial representó el 40 % de la demanda total del país y, además, tuvo un crecimiento de 2,6 % respecto al mismo mes del año anterior. En tanto, la demanda comercial sufrió una suba del  14,2 %, siendo un 29 % del consumo total. Y la demanda industrial refleja un 31 % del consumo total, aunque con una fuerte suba en el mes del orden del 15,6 % aproximadamente.

Con una potencia instalada de 42.392 MW (Cammesa), la demanda eléctrica registra en los últimos doce meses (incluido abril de 2021) 8 meses de baja (mayo 2020, -7,6 %;  agosto, -6,4 %; septiembre, -1,7  %; octubre de 2020, -3,5 %;  noviembre, -4,2 %; enero de 2021, -0,5 %; febrero  -7 %; marzo de 2021, -0,9%) y 4 meses de suba (junio de 2020, 0,9 %; julio, 1,2 %; diciembre de 2020, 1,5 %; y abril de 2021, 14,9 %).  El año móvil (últimos doce meses) presentan una caída de 1,3 %.

 Los registros muestran que el consumo de mayo de 2020 llegó a los 9.588,9 GWh;  junio de 2020, 10.748,5 GWh;  julio 12.178,4 GWh;  agosto 10.725,4 GWh;  septiembre, 10.042,9 GWh;  octubre, 10.007,4 GWh; noviembre de 2020, 10.090,9 GWh;  diciembre de 2020, 11.330,1 GWh;  enero de 2021, 11.937,7 GWh;  febrero, 10.085,8 GWh;  marzo, 11.047,7 GWh. y, abril de 2021 llegó a los 9.812,4 GWh.

En cuanto a las temperaturas ambiente,  el mes de abril 2020 fue más frío en comparación a abril 2021. La temperatura media fue de 20.7 °C, mientras que en el mismo mes del año pasado fue 18.2 °C, y la histórica del mes es de 17.8 °C.

 En cuanto al consumo por provincia,  en abril fueron 28 las provincias y empresas que marcaron ascensos:  San Luis (27 %), Corrientes (26 %), Catamarca (23 %), Santa Fe (21 %), Santiago del Estero y Jujuy (19 %), La Rioja y San Juan (18 %), Santa Cruz (16 %), Córdoba (15 %), Tucumán (13 %), La Pampa y  EDEA (12 %), Entre Ríos (11 %), Mendoza (10 %), Chaco (9 %), Misiones y Neuquén (8 %), Río Negro (7 %), Salta (6 %), EDEN y EDES (3 %), Chubut y EDELAP (2 %), entre otros.  En tanto, 1 provincia presentó caída: Formosa (-3 %).

En referencia al  Area Metropolitana  -Ciudad de Buenos Aires y GBA – el consumo tuvo una importante suba de  11,3 %. Asimismo, todo BAS –el interior de la provincia de Buenos Aires (incluyendo La Plata y sin contar Capital Federal  y GBA)- registró un ascenso de la demanda del 7,9 %.

En lo que respecta al detalle de las distribuidoras de Capital y GBA, que demandaron un 30 %  del consumo total del país y tuvieron un ascenso conjunto de los requerimientos de 11,3 %, los registros de CAMMESA indican que EDENOR tuvo un crecimiento de 11 %, mientras que en EDESUR la demanda ascendió  11,6 %.  En el resto del MEM existió una suba de 13,2 %.

 DATOS DE GENERACIÓN

La generación hidráulica y térmica son las principales fuentes utilizadas para satisfacer la demanda, aunque se destaca el crecimiento en la participación de las energías renovables.

La generación hidráulica se ubicó en el orden de los 1.490 GWh en este mes de abril 2021 contra 1.666 GWh del mismo período del año anterior, lo que representa una variación negativa de 10% aproximadamente.

Si hablamos de los aportes hidráulicos para las principales centrales del MEM, estos siguen siendo bajos.  Si bien no son muy diferentes en este abril 2021 en comparación con el mismo mes del año anterior e incluso en algunos  casos  superior,  los mismos se encuentran por debajo de los valores históricos esperados en cada cuenca.

 En lo que respecta a los combustibles, si bien sigue siendo el gas natural el principal combustible para las usinas, frente a una generación térmica mayor, y con una disponibilidad de gas similar al año pasado, se utilizaron combustibles alternativos para cubrir el aumento en el despacho térmico.

Así, en el mes de abril de 2021 siguió liderando ampliamente la generación térmica con un aporte de producción de 67,09 %  de los requerimientos. Las centrales hidroeléctricas aportaron al 14,64 % de la demanda,  las nucleares proveyeron 5,22 %, y las generadoras de fuentes alternativas el  12,70 % del total producido.  Por otra parte, la importación representó el  0,35 % de la demanda total.

 DATOS ESPECÍFICOS DE LA PANDEMIA (20-03-20 AL 21-05-21)

 Según informa CAMMESA, la demanda eléctrica de los rubros alimentación, comercios y servicios (principalmente supermercados y otros centros comerciales), presentan una caída general de 7,1 % para las primeras tres semanas de mayo.  Sin embargo, en la industria en total, para el mismo período, existe una suba del consumo de 11 %.

En este mes se destaca el repunte de consumo en industrias vinculadas a los productos metálicos no automotor, en la construcción como también en química, caucho, plásticos y textil.  Mientras, cayeron las actividades relacionadas con derivados del petróleo, automotrices y servicios públicos y transporte.  Uno de los sectores que más cayó en el último mes es el de comercios y servicios, con cerca del 60 %, y otro es el de cargas y puertos con una merma de la demanda de 29 %.

 Luego de decretarse aislamiento social preventivo y obligatorio (ASPO) el 20 de marzo de 2020, la gran demanda presentó una caída promedio del  24 % para los meses de abril y mayo.  A medida que se fueron flexibilizando actividades y, sobretodo, desde el Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio (DISPO) en noviembre, se observó un aumento de requerimiento de energía por parte de la gran demanda, alcanzando en diciembre, prácticamente el mismo nivel que el año anterior, En el primer cuatrimestre de este año los requerimientos de energía igualaron o superaron algunos de los registros del contexto previo a la pandemia, destacó Fundelec.

5 recommended
301 views
bookmark icon