Transener pidió disculpas por el apagón, Lopetegui explicó el colapso, y el ENRE definirá sanciones

 -  -  3


La transportadora de energía en alta tensión Transener, operada por Pampa Energía, con 50 por ciento de participación accionaria al igual que IEASA (ex Enarsa), pidió “disculpas a la población por los trastornos causados” por el apagón total ocurrido en la mañana del domingo 16 de junio, y “renovó su compromiso de mantener y mejorar la prestación del servicio público a su cargo, mediante sus equipos de trabajo de alta profesionalidad, experiencia y prestigio”.

La operadora formuló esta declaración a través de un comunicado, luego del informe presentado por el Secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, ante la Comisión de Energía del Senado de la Nación. Los principales aspectos de dicho informe “preliminar” resultaron sincrónicos con la explicación dada por Transener.

A diecisiete días de ocurrido el grave incidente, Lopetegui y  Transener coincidieron en señalar –con minutos de diferencia- que “distintas circunstancias extraordinarias se combinaron en ese momento”, en alusión a condiciones climáticas adversas, el bay pass realizado (el 18 de abril) por la transportadora entre la línea Campana-Colonia y la línea Colonia Elía- Manuel Belgrano a raíz del traslado de la Torre 412, y el despacho de generación asimétrico, posible por las condiciones de baja demanda, con fuerte preponderancia del Norte”.

Lopetegui detalló que al momento de la falla estaban ingresando al sistema 1.780 megavatios desde Yacyretá, 900 MW desde Salto Grande, y 1.000 megavatios desde Garabí (Brasil), estos últimos bajo el esquema de intercambio energía por energía, “lo cual abarata el costo del sistema, que operaba dentro de sus límites permitidos, es decir que ése corredor no estuvo sobrecargado”, enfatizó.

No obstante, en un día (domingo) de baja demanda (13.200 MW), ante un cortocircuito en la línea Colonia Elía – Belgrano, tendría que haber funcionado la DAG (desconexión automática de generación) para bajar el ingreso de 1.200 MW desde el Norte, lo que no ocurrió, de manera que lo que calificaron como una “falla fugaz”, derivó en el desequilibrio del Sistema, coincidieron.

El presidente de la Comisión de Energía del Senado, el dirigente del gremio petrolero neuquino, Guillermo Pereyra, se manifestó “muy conforme” con las explicaciones del Secretario Lopetegui y miembros de su gabinete.

El funcionario nacional y Transener coincidieron en que la principal causa de la falla obedeció a que “a raíz del by pass, el cambio de la configuración en el sistema automático de protección y control (DAG) no se realizó correctamente y no reconoció las señales emitidas por los sistemas de protección”. Se trató de una «omisión operativa», afirmó el Secretario.

Este dispositivo (DAG) tiene como función desconectar Generadores ante perturbaciones o fallas simples en las redes, lo cual conjuntamente con los esquemas de «alivio de demanda» (a cargo de las distribuidoras), y de estabilidad del parque de generación, son  mecanismos que permiten acotar el alcance de la perturbación, evitando el colapso del sistema.

“La DAG fue diseñada de manera conjunta por la empresa Cammesa y otros agentes del mercado, y traspasada a Transener para su operación y mantenimiento en el año 2000”, recordó la compañía transportadora.

Y explicó que “frente a la apertura de las líneas que conformaban el “by pass” ante una falla simple, el inadecuado reconocimiento de la DAG de las señales de protección hizo que el automatismo interpretó a la falla simple como doble, inhibiendo su actuación”.

Entrenado, Lopetegui también instruyó a los senadores que ante una falla (en la red) se activan protecciones para la seguridad de los equipos (generadores, líneas, transformadores) conectados a la red, y también protecciones para la seguridad del sistema interconectado (SADI), “desconectando la oferta (DAG), o cortando la demanda a través de relés a cargo de las distribuidoras, para aliviar la carga “cuando el desbalance entre generación y demanda hace que la frecuencia (de rotores para generar) baje de valores normales (50 hertz promedio)”.

“El esquema de alivio de cargas por subfrecuencia tiene que estar preparado para cortar al menos un 50 por ciento de la demanda abastecida, y la pérdida máxima de oferta debería ser en ese caso del orden del 40 por ciento”, señaló Lopetegui, quien remarcó que 69 sobre 74 distribuidoras de todo el país “cortaron menos de lo que debían, lo cual, sumado a que 5 sobre un total de 105 máquinas generadoras se desconectaron antes de tiempo provocó el colapso del sistema interconectado, cuya recuperación (progresiva) demandó catorce horas en completarse”.

Es que en el interín, las centrales generadoras del Comahue, por caso Planicie Banderita y El Chocón, demandaron varios intentos técnicos para ponerse en marcha, mientras sí iban ingresando las usinas térmicas.

El secretario de Energía enfatizó que lo ocurrido “no fue un problema estructural del sistema ni por falta de inversión”, por parte de Transener, concepto con el cual coincidió en su comunicado la propia transportadora.

Lopetegui consideró que Transener “tiene responsabilidad primaria”en el incidente, pero remarcó que “si todo lo demás hubiera funcionado bien, el corte hubiera afectado al 40 por ciento del sistema interconectado y no a su totalidad”.

Así las cosas, indicó que en un plazo “de entre 45 y 60 días el ENRE emitirá su informe definitivo y fijará las sanciones (multas) previstas en la ley del Marco Regulatorio de la Electricidad”, diseñado cuando las privatizaciones de la década del noventa.

Dicho régimen establece sanciones económicas para la transportista por “un máximo de 10 por ciento de la suma de penalizaciones sobre la remuneración anual, y del 50 por ciento de la remuneración mensual”.

El Secretario afirmó que no se han hecho estimaciones de montos porque ello es tarea del organismo regulador que preside Andrés Chambouleyron. Preguntado acerca de una eventual rescisión del contrato de concesión, dió la impresión de que ello no estaría en el radar del gobierno.

El monto resultante de la multa, se explicó, ingresará a la CAMMESA y redundará en una baja en el costo mayorista de la energía”, mientras habrá que ver que decide el ENRE respecto a las distribuidoras. En cuanto a los usuarios particularmente afectados, deberán acudir a reclamos por la vía judicial.

 

3 recommended
190 views
bookmark icon
error: Contenido protegido