Downstream

Gobierno apoya una nueva ley de regulación del GLP

• Bookmarks: 74


Así lo anticipó el ministro Aranguren al sostener que la escasez de garrafas que se suele registrar en algunas zonas del país en los momentos de mayor demanda como el invierno responde a "una forma de comercialización que no es tan trasparente".

 

Gobierno apoya una nueva ley de regulación del GLP

El ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, se presentó ante el plenario de las comisiones de Minería, Energía y Combustibles y de Derechos y Garantías, en el Senado, donde habló de los alcances de las resoluciones 99/2016 y 111/2016 referentes al ajuste de precios, cuadro tarifario, límites y tarifa social tanto en la energía eléctrica como en el gas.
El funcionario aclaró que en todo el mundo el fraccionamiento de GLP siempre ha sido un negocio "poco transparente", por lo que coincidió con el senador Fernando ´Pino´ Solanas (Libres del Sur) en que ha llegado del momento de poner la lupa sobre este sector e impulsar un nuevo marco regulatorio.
Pero aclaró que depende del Congreso que la garrafa sea considerada un servicio público, dado que no es una medida que se pueda tomar por decreto o resolución de Presidencia de la Nación: "Participaremos de cualquier debate que se dé en este ámbito", garantizó.

En la actualidad, es la ley 26020 –sancionada en 2005- la que dispone el Régimen Regulatorio de la Industria y Comercialización de Gas Licuado de Petróleo.
Solanas le pidió a Aranguren que las garrafas de gas licuado de petróleo sean consideradas un servicio público dado que se trata de "la cocina de los más humildes", no solo en todo el nordeste argentino donde no hay gas natural por red sino también en muchas zonas de Buenos Aires y otras provincias.
El ministro precisó que en la Argentina hay 18 productores de GLP y unos 70 fraccionadores en un mercado que, en los hechos, está intervenido porque hay un precio estipulado para cada etapa, aunque en hay denuncias de consumidores porque las empresas no los cumplen y remarcan.
Advirtió que la administración kirchnerista hizo un plan muy bueno que es el Programa Hogar, porque antes había cupos de garrafas por municipio y a ahora hay un padrón de 2.600.000 definido por la ANSeS que establece cuántas garrafas le llega a un individuo, con un depósito de $97 por tubo.

"El precio oficial es de 97 pesos y eso es lo que paga el consumidor si es que lo encuentra. Ese es un grave problema que tenemos hoy, además de la oferta deficiente por lo que el país está importando 50.000 toneladas anuales de GLP", indicó el funcionario.
Aranguren fue claro sobre los próximos pasos del Gobierno respecto de este mercado: "Tenemos que revisar los mecanismos de comercialización de GLP y probablemente con un nuevo proyecto de ley. Y ya dimos intervención a la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia para que vea también si hay conductas inadecuadas en algunos actores de la cadena".

74 recommended
2176 views
bookmark icon